El 5 de mayo es un día importante para los mexicanos, y principalmente para los habitantes de Puebla. La fecha es llamada también Quinto de Mayo o Aniversario de la Batalla de Puebla, y es una fiesta celebrada en partes de México y los Estados Unidos en honor a la victoria militar de 1862 sobre las fuerzas de Napoleón III de Francia.

Cuenta la historia que, cuando México declaró una moratoria temporal sobre el pago de deudas externas en 1861, las tropas inglesas, españolas y francesas invadieron el país. En abril de 1862, los ingleses y los españoles se habían retirado, pero los franceses, con el apoyo de los terratenientes ricos, seguían intentando establecer una monarquía bajo Maximiliano de Austria para frenar el poder de los Estados Unidos en América del Norte.

El 5 de mayo de 1862, tropas mestizas y zapotecas bajo el mando del general Ignacio Zaragoza derrotaron a las tropas francesas en la batalla de Puebla, al sureste de la Ciudad de México. Se estima que cerca de 500–1,000 soldados franceses murieron, pero la lucha continuó y los franceses no pudieron ser expulsados ​​sino hasta cinco años después.

El escenario de la batalla pasó más tarde a llamarse Puebla de Zaragoza, y actualmente es un sitio histórico considerado museo urbano. Además, el campo de batalla se mantiene como un parque.

El Cinco de Mayo no debe confundirse con el Día de la Independencia de México, que se celebra el 16 de septiembre y se estableció en 1810, unos 50 años antes de que ocurriera la batalla de Puebla. Adicionalmente, hay datos curiosos sobre el Quinto de Mayo que quizás usted desconoce, y que pueden ser sorpresivos incluso para los mexicanos.

Two Person Performing on Street | Sabel Blanco

Una fiesta de inmigrantes desde el siglo XX

A mediados del siglo XX, la celebración del Cinco de Mayo en los Estados Unidos se convirtió entre los inmigrantes mexicanos en una forma de alentar el orgullo por su herencia. Los historiadores señalan que el entusiasmo por la celebración navideña no llegó a ser tan trascendental entre los grupos demográficos de inmigrantes mexicanos como lo fue el Cinco de Mayo, no obstante, ya que esta fecha llegó a ser vista como sinónimo de promoción de bebidas alcohólicas (tequila, por ejemplo), influyó mucho en la perpetuación de los estereotipos negativos en torno a los mexicanos.

Una victoria ‘a medias’

Si bien la victoria de los mexicanos fue impresionante, los franceses regresaron con refuerzos y, finalmente, capturaron Puebla después de un asedio prolongado. La ciudad fue retomada por los mexicanos en abril de 1867, pero la batalla original siguió siendo un símbolo potente en la resistencia mexicana.

Una batalla breve con repercusiones perdurables

La batalla duró desde el amanecer hasta la tarde, y cuando los franceses finalmente se retiraron, habían perdido a casi 500 soldados (según un artículo conmemorativo de History).

También es una fecha importante en E.E.U.U.

Las poblaciones mexicano-estadounidenses han aumentado en años recientes en los Estados Unidos, y esto implica que la celebración de fiestas tradicionales se ha vuelto mucho más común.

El Cinco de Mayo en particular es visto como una celebración de la cultura y el patrimonio de México. Los activistas chicanos contribuyeron a hacer de esta fecha un feriado en la década de 1960, en parte porque se identificaron con la victoria de los mexicanos indígenas sobre los invasores europeos.

Hoy, la gente celebra la ocasión con desfiles, fiestas, música de mariachi, bailes populares mexicanos y comidas tradicionales como tacos y mole poblano. Algunos de los festivales más grandes se llevan a cabo en Los Ángeles, Chicago y Houston.