Agregar valor a una empresa hoy es una tarea que en varios casos puede desarrollarse con un bajo presupuesto y con mucho ingenio, conectando emociones. Por ello, diseñar una estrategia de marketing interesante para promover un producto o un talento es más que un golpe de suerte, es observar el entorno, lo que la gente está necesitando o añorando.

Un caso emblemático fue un video de Bouygues Telecom de menos de 2 minutos que batió récords de vistas en Internet y se convirtió en viral. En el comercial, el padre amoroso que lo protagoniza es un hombre con algunos movimientos de baile muy peculiares. Podemos seguirlo a él y a su hijo a medida que pasan los años. El niño pasa de ser un pequeño maravillado con su padre bailando, a un adolescente torpe y, finalmente, se convierte en padre. La historia ilustra cómo con Bouygues Telecom, un nuevo teléfono inteligente que aparece bajo un árbol, hay algo más que tecnología, siendo el comienzo de nuevas historias hermosas que hacen que las generaciones se encuentren, una muestra de los grandes alcances del Internet para el posicionamiento de una marca.

Youtube, las redes sociales, los foros, los blogs y otros portales de contenido online se han convertido en el medio más eficiente para cautivar a millones de clientes alrededor del mundo, pero aquí no destaca la empresa con más dinero sino aquella cuyas campañas contienen un alto grado de creatividad.

Una empresa debe aportar experiencias/ historias para una mejor calidad de vida

El consumidor moderno está dispuesto a compartir su experiencia con el mundo entero, de modo que si un cliente vive una buena experiencia con una empresa, no va a dudar en compartirla con sus amistades; lo mismo ocurre cuando hay una mala experiencia, el consumidor va a aprovechar todos los medios disponibles para compartirla con otros.

Esto significa que ser auténticos es la única historia que los emprendedores pueden sostener sin esfuerzo, y la clave está en hacer que estas historias se parezcan a los clientes. Un ejemplo es la historia del hombre que busca desesperadamente el amor de su vida y lo encuentra en McDonald’s.

Las compras se volvieron sociales, móviles y personalizadas

El consumidor ha cambiado drásticamente sus hábitos de compra gracias a la revolución de los smartphones y de las redes sociales. Esto ha influido tanto en la atención física presencial como en la entrega delivery o express, puerta a puerta.

Si una empresa no tiene presencia en Internet y en los dispositivos móviles, muy seguramente va a estar desaprovechando un mercado potencial gigantesco y rentable, y además estará permitiendo que la competencia se quede con ese mercado.

¿Qué otras tendencias están marcando los nuevos emprendimientos y empresas? ¿Quieres agregar algún aporte o experiencia sobre el tema? ¡Déjanos tus comentarios!