por Humberto Rivera
humberto@elfaroweb.com

 

 

 

Actualmente, existen aproximadamente unos 3.6 millones de Soñadores o “Dreamers”, y una decisión de un juez federal podría cambiar el rumbo de la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia, mejor conocida como DACA.  El juez federal del Distrito de Columbia, John Bates, ha ordenado al gobierno a que acepte solicitudes nuevas de parte de los inmigrantes que fueron traídos a este país cuando eran niños.   

La decisión del Juez Bates no advendrá en efecto por 90 días, otorgándole así la oportunidad al gobierno a que justifique el porqué se debe culminar con dicho programa.  Como parte de su decisión, el magistrado expresó que la determinación de haber eliminado DACA fue una  “arbitraria y caprichosa” por parte del gobierno ya que no expresaron la razón que hacía de este uno ilegal. El Departamento de Justicia se mantiene firme en su posición de terminar con DACA, y mediante el representante del Departamento de Seguridad Nacional, Devin O’Malley, expresó que “el Departamento de Justicia continuará  defendiendo vigorosamente  esta posición, y espera poder vindicar su posición mediante litigación más adelante”.   

Imagen CC Charlie Moehle

Luego del anuncio de la decisión, la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, dijo que la decisión del Juez de extender los beneficios de DACA a nuevos solicitantes era “buenas noticias para las organizaciones de traficantes”, refiriéndose a organizaciones de traficantes de personas ilegales por las fronteras, pero una “noticia terrible para nuestra seguridad nacional.” 

La decisión del Juez Bates es solo la última instancia de tres ordenes que han sido emitidas en los últimos meses en contra de la eliminación del programa DACA. Jueces en Brooklyn y San Francisco han llegado a conclusiones similares a la del Juez Bates, sosteniendo la legalidad del programa y ordenando que dicho programa siga en pie.  Aun así, esta última decisión se distingue de sus precedentes dado que es la primera que requiere que el gobierno continúe aceptando aplicaciones nuevas.   

Fue en el año 2012 que el pasado Presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, implementó DACA para permitirle a millones de jóvenes que fueron traídos a Estados Unidos antes de cumplir los 18 años la oportunidad de permanecer legalmente en el país. Es por esto que la determinación del juez Bates le da esperanza a muchos jóvenes para que continúen luchando.